Agrandar imagen Este lunes se conmemora el Día del Santo Patrono de Concordia.
Este lunes se conmemora el Día del Santo Patrono de Concordia.
Según pudo saber Diario Río Uruguay, el feriado local también afectará el funcionamiento de las entidades crediticias. Es decir, los bancos no abrirán sus puertas y no atenderán al público.

Además, se confirmó que el feriado se sentirá en la administración pública municipal, en las escuelas y en la Cooperativa Eléctrica.
La historia
San Antonio nació en Portugal en 1195 en una familia de la nobleza. Desde niño se consagró a la Santísima Virgen. En su juventud fue atacado por las pasiones sensuales pero con ayuda de Dios las dominó, encontrando su fortaleza en las visitas al Santísimo.

Fue admitido en los franciscanos a inicios de 1221, participó en Asís del capítulo general de la orden de ese año y más adelante fue enviado a predicar en diversas ciudades, obteniendo un gran éxito en la conversión de los herejes.

Se trasladó a Padua, donde ya había trabajado anteriormente. Denunció y combatió el vicio de la usura pero poco a poco la salud de San Antonio se fue deteriorando y se retiró a descansar a los bosques. Al sentir que su vida llegaba a su término, pidió regresar a Padua, pero solo llegó hasta los límites de la ciudad.

El 13 de junio de 1231 recibió los últimos sacramentos, entonó un canto a la Virgen y antes de partir a la Casa del Padre, dijo sonriente: “Veo venir a Nuestro Señor”. Fue canonizado sin que haya transcurrido un año de su muerte por el Papa Gregorio IX y declarado Doctor de la Iglesia por el Papa Pío XII.
Patrono
En los tomos de la Historia de Concordia, de Heriberto Pezzarini, se explica que en el noreste de Entre Ríos y en la Banda Oriental, el culto a San Antonio fue introducido por españoles o portugueses o por ambos. En 1757 fue fundado en las inmediaciones de la actual Salto (ROU), un fuerte español para abastecer de tropas y vituallas a los ejércitos que luchaban en la guerra guaranítica.

Allí se instaló una capillita cuartelera bajo la advocación de San Antonio de Padua. El cuartel subsistió hasta 1863 y fue restablecido en 1768 para traer a los expulsados jesuitas de las misiones y embarcarlos hacia Buenos Aires, paso previo hacia Europa. En 1769, un temporal y una gran creciente del río Uruguay destruyeron el segundo fuerte y parte de la población y ganados.

El Cabildo de Yapeyú tomó cartas en el asunto y ordenó la reinstalación de los pocos sobrevivientes y sus enseres en la costa occidental del río. Con ellos vino San Antonio. Surgió así, en ese 1769, el puerto de San Antonio del Salto Chico, enlace del comercio del alto y bajo Uruguay. En el lugar, los pobladores construyeron una hermosa capilla para el ya el indiscutido Patrono, el santo de Padua.

En 1831 se fundó Concordia a instancia del Presbítero Mariano José del Castillo (franciscano secularizado). Dentro de las construcciones prioritarias de la nueva Villa, estuvo una capilla de paja y barro, en el mismo lugar donde está hoy la iglesia catedral, y allí, en una sencilla ceremonia fue puesto San Antonio quien acompañó los difíciles momentos por lo que pasó Concordia en sus comienzos. Todos los años, no obstante, se honraba al Patrono dentro de la humildad de esos tiempos con la presencia de las autoridades.

El 5 de noviembre de 1851, junto con la declaración de San Miguel como patrono de Entre Ríos, el Papa Pío XI dio la aprobación canónica de San Antonio de Padua como Patrono de Concordia.

¡Comentá esta nota!

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.
IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. DIARIO RÍO URUGUAY se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.