Agrandar imagen
La Liga Profesional inició su fecha 22 con un compromiso clave para la definición del torneo. Talleres de Córdoba, que tenía la necesidad de ganar para mantener intactas sus probabilidades matemáticas, perdió 5-2 ante Gimnasia La Plata en el Bosque por los goles de Johan Carbonero (7′PT), Eric Ramírez (38′PT), Luis Miguel Rodríguez (10′ST), Lucas Licht (31′ST) y Brahian Aleman (46′ST), estos dos últimos de penal; Francisco Gerometta, en contra, (8′ST) y Juan Cruz Komar (17′ST), descontaron la para T. El árbitro fue Leandro Rey Hilfer y televisó TNT Sports.
De esta manera, celebra River Plate, que con cuatro partidos por disputar le lleva nueve puntos de diferencia en la cima a la T y podrá gritar campeón si este jueves empata con Racing Club en el clásico que se jugará en el estadio Monumental.

Por su parte, Gimnasia acumula cinco triunfos en sus últimas siete presentaciones, asciende varias posiciones en el campeonato y se encuentra expectante en la puja por conseguir un boleto a una competencia internacional. En el acumulado, el Lobo tiene 49 unidades e igualó la línea de Defensa y Justicia, último clasificado a la próxima Copa Sudamericana por mejor diferencia de gol. En el medio aparece Racing, con 47.

El partido arrancó con mucha dinámica y la primera jugada de peligro fue para Talleres al minuto de juego con una gran salvada de Nery Leyes. Sin embargo, el que se puso en ventaja fue Gimnasia por intermedio de Johan Carbonero. El colombiano convirtió tras una jugada de pelota parada muy bien elaborada y perfectamente ejecutada por el Pulga Rodríguez, quien sorprendió a la defensa visitante y colocó el balón en el punto penal, atento que su marca la llevan detrás de la medialuna. Allí apareció Carbonero para anticiparse a todos llenarse la boca de gol.

Talleres respondió rápidamente y tuvo dos chances. Primero con Diego Valoyes, quien aguantó a pura potencia y remató de frente al arquero Rodrigo Rey, que pudo bloquear el remate. Y luego, por intermedio de Michael Santos, quien se benefició de la única desatención de la defensa local y probó por encima del arquero que nada podía hacer. El Lobo volvió a llevar peligro cuando contó con un tiro libre a favor y el Pulga Rodríguez disparó muy cerca del palo derecho.

Luego de un lapso de partido en el que se dividieron la tenencia de la pelota, Gimnasia llegó al segundo gol: tras una mala salida en defensa de Talleres, el Pulga Rodríguez se hizo cargo del contragolpe y mientras amagó con habilitar a la izqueirda, lo hizo a la derecha. Allí apareció a toda velocidad Eric Ramírez para rematar primero y capturar el rebote después para convertir y desatar la locura en el Bosque.

Gimnasia se mostró práctico, controló el juego y no necesitó un alto porcentaje de tenencia de pelota para irse al descanso con un 2-0 merecido por las situaciones más claras con las que contó.

El complemento arrancó con mucha acción y dos goles en diez minutos. Primero fue Talleres el que convirtió con un poco de fortuna, por el gol en contra de su propia valla de Francisco Gerometta, a los 8′. Sin embargo, la ilusión de los cordobeses duró apenas 60 segundos ya que de contragolpe Gimnasia volvió a tomar distancia en el tanteador con un golazo del Pulga Rodríguez, el mejor jugador del partido.

El elenco cordobés no se resignó y fue en búsqueda del tanto que lo vuelva a poner en partido. Lo logró a los 17′ gracias a un soberbio cabezazo de Juan Cruz Komar. En estos intantes del partido, la T encontró lo mejor de su juego que lo llevó a ser gran protagonista del campeonato. Aunque otra vez esa intención de ir con todo en búsqueda del empate, le jugó una mala pasada por el contragolpe de Gimnasia que terminó con un remate de Carbonero bloqueado por el arquero Guido Herrera y con un Pulga Rodríguez definiendo increíblemente desviado por arriba.

Sin más alternativa, Talleres soltó a sus laterales, adelantó líneas y siguió intentando, exponiendose a los contragolpes muy bien ejecutados por el Lobo. En una de esas acciones de peligro, el reciente ingresado Rodrigo Holgado picó al fondo, enganchó a Herrera y recibió un claro penal, que luego convirtió de perfecta manera Lucas Licht. Aunque quedaban quince minutos por delante, fue un mazazo para la T que cada vez que amagó con reaccionar, recibió goles y todo fue decepción. Faltó el último tanto, también de penal con el tiempo cumplido, de otras de las grandes figuras de la tarde, Brahian Aleman.

Producto de su igualdad ante Vélez en la jornada pasada, la T, que posee un total de 40 unidades, continúa a nueve del líder River Plate, que debe jugar cuatro encuentros. Por tal razón, si el Millonario empata en el Monumental este jueves ante Racing Club se coronará campeón.

Por otra parte, los dirigidos por Alexander Medina también debían sumar para mantenerse firme en zona de Copa Libertadores. En la Tabla Anual poseen 60 puntos, dos más que Boca Juniors, su más inmediato perseguidor, que podrá superarlo si mañana vence a Independiente en Avellaneda. Vale recordar que los cordobeses también tienen otra chance de clasificar, ya que se encuentran en semifinales de la Copa Argentina (se verán las caras el 1 de diciembre). Más atrás asoman Estudiantes y Lanús, ambos con 54.

¡Comentá esta nota!

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.
IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. DIARIO RÍO URUGUAY se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.